Propuestas por Eje Congreso 2010

 

diagrama-final7(2).jpg

 

 

 

EL SIGUIENTE PASO: LA SEGURIDAD ECONÓMICA

El punto de partida de nuestra campaña es la ideología, el Miraísmo, cuya finalidad es alcanzar la dignidad humana y la calidad de vida con base en comportamientos virtuosos. Lo anterior, supone una Política efectiva, es decir, una política capaz de satisfacer necesidades y superar conflictos sociales.

Esa realización ideológica, exige identificar las prioridades de la acción pública, en el gobierno y en el legislativo en los momentos y los lugares particulares.

Las propuestas, entonces, deben recoger las necesidades más sentidas de la ciudadanía.  En Colombia existen 2.5 millones de personas desempleadas, 9.5 millones de personas (la mitad de los ocupados) están en la informalidad, sólo el 27% de los trabajadores tienen un empleo con todas las condiciones de ley, es decir que en el país está seriamente amenazada la seguridad económica.

En términos económicos, la  seguridad corresponde a la existencia de condiciones que garanticen un mínimo de ingresos y estabilidad acordes con una vida digna. La seguridad se puede analizar desde perspectivas individuales, colectivas, corporativas y nacionales.

La seguridad económica es el eje de articulación, el concepto integrador de la plataforma programática del Miraísmo para las elecciones 2010.  El carácter de eje obedece a la prioridad que debe tener la seguridad económica, como instrumento para  superar las problemáticas actuales de mayor relevancia para la sociedad, entre otras razones porque:

–    Según lo señala la OIT, la seguridad económica promueve el bienestar personal, la felicidad y la tolerancia; es beneficiosa para el   crecimiento y desarrollo de los países; cuando va asociada a la democracia y a la inversión del Estado en seguridad social, contribuye a lograr un mayor crecimiento y promueve la estabilidad social.
–    No es sólo crecimiento económico, sino un instrumento del desarrollo humano.
–    Tiene una mirada de largo plazo y no sólo inmediata, por lo que incorpora la sostenibilidad y sustentabilidad.

El país no puede dejarse consumir por una actitud asistencialista atendiendo solamente a las necesidades inmediatas, del día a día, no es digno ser un pueblo mendicante, que no puede subsistir si el Estado  no le provee gratuitamente hasta lo más básico.

Lo digno es que las personas tengan las capacidades individuales y existan las condiciones colectivas para que cada uno se pueda procurar su bienestar: adquirir sus alimentos, comprar su vivienda, pagar su estudio, cubrir su salud, procurarse su recreación, moverse de un lugar a otro etc.

El Miraísmo no admite visiones parciales, incompletas, sino que vela por hacer lecturas que permitan tomar decisiones solidarias, justas, deliberativas, íntegras que desde lo político creen, conserven o restablezcan efectivamente el equilibro entre lo social, lo económico y lo ambiental, de forma equitativa, sostenible, sustentable que consolide un país productivo y competitivo, ganando así cada día una mayor gobernabilidad que nos conduzca a la calidad de vida, a la dignidad humana, en últimas a la Felicidad.

Es determinante entonces que las personas disfruten de seguridad económica, por eso hoy es el concepto integrador de la plataforma programática del Movimiento.

Comments

Tamaño de letra